La empresa La Pampilla invertir un aproximado de US$ 109 millones en la construcción del nuevo terminal monoboya y el bienestar en terminales existentes, con el fin de proteger el transporte de petróleo en el mar de Ventanilla en el Callao.
El gasto que se haría en monoboya es de US$ 89 millones, durante la mejora en los otros terminales de US$ 20 millones adicionales.
La finalidad de esta construcción es mejorar los crecientes eventos de cierre de terminales marítimos por oleaje anómalo.
Un terminal monoboya es un dispositivo de acero flotante en el mar que facilita la descarga de crudo a la refinería a través de mangueras desde el barco petrolero y ductos subterráneos.
La divulgación de resultados financieros en el primer trimestre, Relapsa señaló que invirtió US$ 13 millones en mejoras en La Pampilla, apuntando en la adaptación de especificaciones de combustible en el proyecto RLP-21 en el módulo de gasolinas.
La compañía afirma que la contribución del módulo de diésel del proyecto RLP-21, y un entorno de estabilidad de precios permitió una mejora en los resultados netos contables de Refinería La Pampilla.
El desempeño en la empresa determina que, con la puesta en servicio del módulo diésel del proyecto RLP-21, en el primer trimestre se ha tenido un mayor nivel de destilación de crudo en barriles con respecto al mismo año 2016.
Relapsa registró un desarrollo de 36% en volumen de ventas en el primer trimestre, principalmente con la venta de más productos de exportación.
La compañía además destaca una mayor producción de turbo, gasolinas, diésel de bajo azufre y asfaltos.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here